Testimonio Vocacional Anthony MacDonnell

Crecí en St. Peter´s, una pequeña ciudad en Cape Breton Island, Canadá. En 1993 me incorporé al Movimiento Regnum Christi y en 1997 consagré mi vida a Dios.

Compartir la fe católica y mi experiencia personal ha sido mi pasión y mi misión por 25 años. Me veo a mi mismo como un constructor de puentes entre personas laicas, religiosas y el resto de la Iglesia.

Entre 1995 y 1997 fui colaborador del Regnum Christi en Mission Youth (Juventud Misionera) en Washington DC. Durante mi segundo año de colaborador, con la ayuda de mi director espiritual y el Espíritu Santo, vi conveniente intentar el candidatado a la vida consagrada en el Centro de Formación en México. En junio me dirigí al sur, sin saber español, y me encontré con otros siete jóvenes que también estaban en un proceso de discernimiento. Debo decir que la decisión final fue todo un reto emocional, pero sentí interiormente que Dios me pedía más y que debía dar ese paso de fe.

En 1998 me pidieron que volviera a Washington DC a continuar mi labor como supervisor de formación en Juventud Misionera. Durante los ocho años siguientes trabajé en 30 estados y en ocho diferentes países. Toda esta labor me ayudó para aprender sobre el estado actual de la iglesia católica en Estados Unidos.

En 2006 comencé a trabajar como asistente de la sección del Regnum Christi en Washington DC y en Baltimor. Trabajé también con jóvenes del Movimiento y del ECyD en esos años.

En 2010 me trasladé a Nueva York para empezar a trabajar como Director de Educación Religiosa en la Arquidiócesis de Nueva York. Actualmente trabajo en tres parroquias en la formación de niños, jóvenes y adultos. Trabajo también con personas del Regnum Christi de la zona de Nueva York, Connecticut y New Jersey.