Entrevista | Noé Robertos: “Me siento llamado a acompañar espiritualmente a las personas que Dios pone en mi camino”

Noé Robertos estudia un Máster en Filosofía en la Universidad de Comillas. Nació hace 33 años en Cancún, y lleva 15 como laico consagrado del Regnum Christi. Siente con claridad a qué ha sido llamado: después de estudiar Administración de Empresas, Ciencias Religiosas, Máster en Dirección del Capital Humano y ahora el de Filosofía, “me siento llamado a acompañar espiritualmente a las personas que Dios ponga en mi camino”. Quiere “entender de cerca la realidad del mundo y los retos que existen para evangelizar la sociedad”, formarse más y servir mejor.

  • “Para transmitir a Cristo a los demás debo ser consciente de a quién tengo enfrente de mí”
  • “Cuando conocí el estilo de vida que el ECYD ofrecía, me impactó mucho el impulso apostólico y me sentí interpelado por Cristo”
  • “Estudiar filosofía no solo es leer a unos filósofos y aprenderse lo que escribieron, también es ver tu interior y tu propia vida”

Noé con otros miembros de la familia Regnum Christi en la Universidad Anáhuac México

Has venido a España a hacer un Máster en filosofía en la Universidad de Comillas. Me parece significativo que un laico consagrado del Regnum Christi se decante tan claramente por los estudios humanísticos. ¿Es habitual?

En nuestras constituciones se nos pide que tengamos un plan de formación que incluya estudios de filosofía, de teología y doctrina social de la Iglesia; cada laico consagrado ve cuándo es oportuno y posible. En mi caso, surgió la inquietud de profundizar más en la filosofía después de estudiarla un poco en la licenciatura de Ciencias Religiosas.

La filosofía me está ayudando a entender mejor el misterio de nuestra creación.

Los estudios humanísticos nos dan un gran aporte para el cumplimiento de nuestra misión. Durante el máster he podido reflexionar mucho sobre lo que es la persona y para mí eso es muy enriquecedor ya que para transmitir a Cristo a los demás debo ser consciente de a quién tengo enfrente de mí: a una persona con su historia, su forma de pensar, con sueños y miedos, en fin, cada persona es un mundo y la filosofía me está ayudando a entender mejor el misterio de nuestra creación.

Noé, en un curso sobre el ECYD para los colaboradores del Regnum Christi en México

 

¿Cuál es el tema del trabajo final de máster y por qué en Comillas?

Decidí estudiar en Comillas por el enfoque del máster, centrado en la condición humana y la trascendencia. Ese enfoque embona muy bien con la formación que estaba buscando, una formación que me ayude a ser un mejor acompañante espiritual. Mi idea es que después de este máster continúe unos estudios sobre la vida espiritual. El tema que estaré trabajando para mi TFM es sobre “La vocación personal y el sentido de mi vida”. Escogí este tema porque creo que es de las principales preguntas que nos hacemos en algún momento de nuestra vida: ¿para qué me ha creado Dios? A lo largo de mi vida consagrada he acompañado a diversos jóvenes que se preguntan esto y es muy ejemplar ver el deseo que tienen de corresponder al plan divino sobre ellos y cómo se ponen en búsqueda para encontrar la respuesta, es por ello por lo que quiero formarme más y servir mejor con el acompañamiento. Ha sido interesante investigar sobre este tema desde el punto de vista de la filosofía; he encontrado a diversos filósofos que me han dado mucha luz para escribir sobre esto.

Algo que valoro mucho de estudiar en Comillas es que estudio con puros laicos, algunos creyentes y otros no, por lo tanto, es una gran oportunidad para dialogar, dar testimonio de lo que creo y dar a conocer mi vocación y el carisma del Regnum Christi.

Mi idea es que después de este máster continúe unos estudios sobre la vida espiritual

Con este máster, ¿cómo te visualizas profesionalmente, es decir, apostólicamente hablando cuando lo acabes?
Estoy haciendo estos estudios porque, sin importar en qué apostolado me encuentre, me siento llamado a acompañar espiritualmente a las personas que Dios ponga en mi camino.

¿Cómo conociste la vida consagrada del Regnum Christi?
En agosto cumplo 15 años de laico consagrado. Crecí en Cancún y ahí conocí el ECYD y el Regnum Christi. Cuando me incorporé al ECYD a los 15 años, mi vida espiritual y relación con Cristo cambió completamente. Antes sólo me conformaba con ir a misa y confesarme periódicamente, pero cuando conocí el estilo de vida que el ECYD ofrecía, me impactó mucho el impulso apostólico que se vivía y me sentí interpelado por Cristo para ser un apóstol suyo, alguien que hiciera algo más que solo ir a misa. A mis 17 años fue cuando sentí el llamado de Dios para entregarme a Él. En un principio veía como única opción la vida sacerdotal, pero Dios se encargó de presentarme la vida consagrada laical a través del Centro Estudiantil, ahí estudié mi último año de bachillerato, este lugar es un centro vocacional para jóvenes del ECYD y del Regnum Christi que quieren descubrir la vocación que Dios tiene para ellos. Ahí vivían legionarios de Cristo y laicos consagrados del Regnum Christi. Fue la primera vez que me enteré de este camino para consagrarse a Dios.

El ECYD, la gran dedicación apostólica de Noé

¿Qué es lo que más te atrajo de ellos?
Lo que más me atrajo de ellos fue la alegría con la que se entregaban y su servicialidad. Los primeros consagrados que conocí fueron mis formadores en el Centro Estudiantil y me sorprendían por cómo combinaban sus estudios universitarios y su labor de formadores. Conocí más a fondo lo que es un laico consagrado, y me enamoré más de esta vocación, cuando empecé mis estudios universitarios ya siendo laico consagrado. Mi paso por la universidad me ayudó a confirmar cómo quería Dios que me entregara a Él: dentro del mundo siendo otro Cristo. Recuerdo que, además de estudiar y formarme, tenía el deseo de ayudar a mis compañeros de clases para que se acercasen más a Dios, ya sea hablando con ellos, invitándoles a actividades que organizábamos o con el simple testimonio de mi consagración en medio de un salón de clases.

Lo que más me atrajo de los laicos consagrados fue la alegría con la que se entregaban y su servicialidad

¿Y ahora que ya eres laico consagrado cómo visualizas tu vocación laical en el momento presente en el que vives?
Transmitiendo a Cristo en lo que haga, ya sean en obras o apostolados del Regnum Christi o fuera de él, lo que deseo es dar testimonio de la vida de Jesús en medio del mundo y entre los hombres. Creo que la vocación laical consagrada es un gran aporte para la Iglesia y el mundo porque, al ser consagrados dentro del mundo, nos permite entender de cerca la realidad del mundo y los retos que existen para evangelizar la sociedad; esto implica una responsabilidad de estar atentos y a la escucha de lo que Cristo nos pide para llevarlo ahí donde no está reinando su amor.

Lo que deseo es dar testimonio de la vida de Jesús en medio del mundo y entre los hombres

¿Tus estudios de filosofía te ayudan más en tu vida espiritual o en tu vida personal?
Me han ayudado tanto en lo espiritual como en lo personal. Estudiar filosofía no solo es leer a unos filósofos y aprenderse lo que escribieron, también es ver tu interior y tu propia vida, reflexionar en cómo los grandes temas de la filosofía se relacionan contigo. En una clase un profesor nos dijo que “filosofar es el camino del ser humano en donde se hace a sí mismo”, por lo tanto, la filosofía tiene que apelar a nuestra vida, así ha sido conmigo.

La Comunidad de Laicos Consagrados de Madrid.

 ¿Aquí en España estás colaborando en algún apostolado?
Me han pedido ser miembro del consejo de la directora local del Regnum Christi de Madrid, es una labor muy bonita en la cual trabajamos en equipo para construir lo que Dios espera del Regnum Christi en Madrid. Tuve la oportunidad de colaborar en las reuniones territoriales de los directores del ECYD de España, fue una gracia para mí apoyar con esto al coordinador pastoral del ECYD en España porque me permitió conocer un poco más la realidad del ECYD aquí y darme cuenta de cómo esta obra de Dios permite que los adolescentes se encuentren con Jesús, y esto es posible por la labor que realizan los directores del ECYD, formadores y responsables.

Pim, pam, pum

  • El pasado: agradecerlo
  • El presente: aprovecharlo
  • El futuro: construirlo
  • Los otros: encuentro
  • México: lindo y querido
  • Laico: apóstoles
  • Comunión: familia Regnum Christi
  • Legionario de Cristo: hermano
  • Consagrada: hermana
  • Laico consagrado: mi camino
  • Jesús: mi motivo
  • Hermanos: infancia feliz
  • Amistad: donarse
  • Mascotas: perros
  • Fidelidad: brota del amor
  • Madrugar: en algunas ocasiones
  • ECYD: estilo de vida
  • Trabajo: colaborar con Dios
  • La Filosofía: leer y pensar
  • Iglesia: familia universal
  • Sufrimiento: ofrecerlo
  • Vida: regalo
  • Apostolado: servicio
  • Una canción: Andando, de Diego Torres
  • Un libro: Vida del mártir P. Miguel Pro
  • Tu número favorito de los Estatutos del Regnum Christi: 13
  • Tu número favorito de las Constituciones de los laicos Consagrados: 15
  • Tu santo favorito: San Agustín

Fuente: RegnumChristi ES